martes, 25 de febrero de 2014

Suicidio y Eutanasia.

El suicidio.

Es la acción de quitarse la vida por un acto voluntario y violento.

Acción por la cual una persona acaba con su propia vida. Se clasifica como conducta autodestructiva porque esa acción puede conducir directamente a la muerte o puede ser un intento, pero siempre existe una acción letal en su misma esencia.

Causas de suicidio. 

Modelo biológico: las personas que parecen tener cierta vulnerabilidad hacia el suicidio presentan un descenso en los niveles de serotonina en el líquido cefalorraquídeo. 

Modelo genético: el estudio de los árboles genealógicos muestra cierta tendencia, aunque no se ha confirmado, y algunos descartan tal tesis.

Existen diferentes modelos. 

Modelo psicológico: según el psicoanálisis, el suicidio es un homicidio contra uno mismo a causa del abandono vivido por los demás. 

Modelo sociológico: a cada sociedad le corresponde un número X de suicidios. Los hay de tipo altruista, egoísta o incluso ritualista. 

Trastornos psiquiátricos: En más del 90% de los casos existe enfermedad psiquiátrica concomitante, entre estas tenemos: 

Trastornos del estado anímico: El riesgo de por vida es de un 15-20 %, siendo mayor en la depresión mayor y los cuadros de psicosis maniaco-depresiva (alternancia de periodos de depresión con otros de gran vitalidad, hiperactividad psíquica y motora, y ánimo exaltado). Es menos frecuente en la primera etapa de quejas afectivas. 

Abuso de sustancias psicoactivas: Se denominan así porque producen engañosamente una sensación psíquica muy agradable. Concretamente en el alcoholismo, el segundo diagnóstico psiquiátrico más frecuente, la tasa de suicidios es del 15 %. La incidencia es algo menor en otras toxicomanías (10 %), como el consumo de opiáceos y cocaína. 

Esquizofrenia: Enfermedad mental caracterizada por una alteración profunda del pensamiento, la afectividad y una percepción desorganizada y alterada de la realidad. Existe un riesgo de un 15 %. Se asocia a la actividad alucinatoria (oyen voces que no son reales y que les impulsan al suicidio) y a la depresión Se da más en jóvenes, en los primeros cuatro años de evolución de la enfermedad y asociado a las repetidas agudizaciones de la misma. 

Trastornos de la personalidad: Como la personalidad borderline, que se caracteriza por disminución del coeficiente intelectual, depresión y abuso de drogas o alcohol.

Diagnóstico médico legal.
  1. Desorden del lugar sugiere homicidio. 
  2. Ausencia del arma orienta al homicidio. Presencia del arma puede ser suicidio u homicidio.
  3. Manchas de sangre en sitios diferentes orienta hacia homicidio.
  4. Sitio de la herida: las lesiones por suicidio tienen sitio de preferencia y en regiones anatómicas que le son más accesibles al suicida, así como las regiones anatómicas conocidas generales como más peligrosas que les aseguren éxito suicida.
Número de las heridas: la lesión única es indicio de suicidio, en cambio, lesiones múltiples apunta hacia el homicidio. 

Dirección de la herida: para el homicidio todas las direcciones son posibles. Para el suicidio hay ciertas direcciones predilectas. 

Forma de muerte: ahorcamiento: usualmente suicidio. Estrangulamiento: homicidio. Presencia de heridas de defensa indica homicidio.

Eutanasia. 

“eu”: bien y “thánatos”: muerte. 

“Es todo acto u omisión cuya responsabilidad recae en personal médico o en individuos cercanos al enfermo y que ocasiona la muerte inmediata de este con el fin de evitarle sufrimientos insoportables o la prolongación artificial o inhumana de su vida” 

La Eutanasia: Se entiende por este término la muerte piadosa que se da a los enfermos cuya curación se tiene por imposible. El hecho de ser una muerte piadosa no exime de responsabilidad penal a quien prive de la vida al paciente considerado un homicidio aun cuando la víctima lo hubiere pedido o consentido. 

Cuando la Eutanasia se practica en un individuo incapacitado para expresar su voluntad menor, una persona inconsciente, etc. la situación se agrava o se complica para el autor del hecho. El médico nunca provocará intencionalmente la muerte de un paciente ni por propia decisión ni cuando el enfermo o sus allegados lo soliciten, (...). La eutanasia u "homicidio por compasión" es contraria a la ética médica.

Clasificaciones de eutanasia.

Eutanasia directa: Adelantar la hora de la muerte en caso de una enfermedad incurable, esta a su vez posee dos formas: 

Activa: consiste en provocar una muerte indolora a petición del afectado cuando se es víctima de enfermedades incurables muy penosas o progresivas y gravemente invalidantes. 

Pasiva: se deja de tratar una complicación o de alimentar por vía parenteral al enfermo. Es una muerte por omisión. 

Eutanasia indirecta: consiste en efectuar procedimientos terapéuticos que tienen como efecto secundario la muerte, por ejemplo, la sobredosis de analgésicos, como es el caso de la morfina para calmar los dolores, cuyo efecto agregado, como se sabe, es la disminución de la conciencia y casi siempre una abreviación de la vida. La intención no es acortar la vida sino aliviar el sufrimiento y lo otro es una consecuencia no deseada.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario